Knight Center
Knight Center

Blog PERIODISMO EN LAS AMERICAS

Asesinan a dos periodistas en menos de dos días en Brasil



Siete meses después de que se registrara el último asesinato de un periodista en represalia por su trabajo en Brasil, matan a dos periodistas en menos de dos días.

Ueliton Brizon. (Facebook).

Ueliton Bayer Brizon, de Cacoal, en el Estado de Rondônia, y Jefferson Pureza Lopes, de Edealina, en el Estado de Goiás, fueron asesinados a tiros en los días 16 y 17 de enero, respectivamente.

Bayer Brizon era propietario del sitio Jornal de Rondônia, concejal adjunto y presidente municipal del Partido Humanista da Solidariedade (PHS) en la ciudad de 90 mil habitantes de la región Norte del país.

En la mañana del día 16, el periodista, acompañado de su esposa, se transportaba en una motocicleta cuando fue blanco de varios disparos realizados por un hombre que estaba en otra motocicleta, el cual se fugó después del atentado, según reportó G1. Su esposa no salió herida en el ataque.

En el sitio Jornal de Rondônia, Bayer Brizon publicaba noticias de ciudades de la región, con enfoque especial en los asuntos de política local y del Estado. Su asesinato está siendo investigado por la división de homicidios de la 1ª Delegación de Policía de Cacoal. Ningún sospechoso ha sido detenido hasta el día 19 y la policía está considerando la hipótesis de que el crimen está relacionado con el trabajo de Bayer Brizon como periodista.

Y el periodista radial Jefferson Pureza Lopes fue asesinado al recibir tres tiros en la cabeza dentro de su casa, ubicada en un municipio de 3.700 habitantes de la región Centro-Oeste, conforme reportó Mais Goiás. El conducía el programa “A Voz do Povo” (La Voz del Pueblo), en la radio Beira Rio FM, desde la cual denunciaba presuntas irregularidades de la administración pública y era crítico de las autoridades municipales y regionales.

Según afirmaciones de amigos de Pureza Lopes a la prensa, el periodista radial venía recibiendo amenazas desde hace por lo menos dos años como consecuencia de su trabajo. “El recibía llamadas anónimas de personas que le decían que si quería a su familia y a sus hijos debía parar de hacer las denuncias porque de lo contrario iba morir", dijo Márcio Carlos de Souza, de 36 años y amigo de Pureza Lopes, a G1.

En los últimos meses, él estuvo trabajando en las obras para reconstruir la sede de la radio que transmitía su programa, destruida por un incendio en noviembre de 2017. La directora de la radio, Cristina Leandro, dijo a Mais Goiás que este incendio era el segundo que el local sufría en un año. La radio ya había sido incendiada luego de las elecciones municipales de octubre de 2016, periodo en el cual Pureza Lopes fue bastante crítico con las autoridades de la región.   

"Él hizo muchas críticas pesadas en ese periodo, lo que nos lleva a creer que fue un crimen con motivación política", afirmó Leandro. "Esta vez usaron combustible", dijo la directora de la radio sobre el incendio más reciente. "No sobró ni un micrófono para contar la historia. Fue tan fuerte que el techo colapsó". De acuerdo con Mais Goiás, los informes periciales de ambos incendios aún no se han divulgado.

Queops Barreto, delegado responsable de la investigación sobre el asesinato de Pureza Lopes, dijo a G1 que se está organizando un equipo de trabajo para solucionar el caso. "La gente ya sabe que fue una ejecución. Fueron dos criminales los que fueron hasta la residencia y lo ejecutaron, porque no hubo ningún robo de bienes. Por estar en un medio de comunicación, él tenía varios adversarios en la ciudad, entonces lo que no se ha podido determinar aún es quién lo mandó matar", afirmó.

Jefferson Pureza Lopes. (Facebook).

En un comunicado difundido el 18 de enero, Reporteros Sin Fronteras (RSF) pidió a las autoridades que prioricen como posible móvil en las investigaciones de ambos crímenes el trabajo periodístico de las víctimas.

“La hipótesis de que estos asesinatos estén relacionados con el trabajo periodístico de las víctimas debe ser una de las principales líneas de la investigación”, declaró Emmanuel Colombié, director regional para  América Latina de RSF. “La violencia contra los periodistas en Brasil constituye una de las principales amenazas a la libertad de expresión en el país".

Según RSF y el Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ) en el año 2017 hubo un periodista asesinado en represalia por su trabajo en Brasil: Luís Gustavo da Silva, de 25 años, ejecutado en la ciudad de Aquiraz, en el Estado de Ceará, a causa de las denuncias que hacía en el blog De Olho em Aquiraz sobre el crimen organizado en la región.

De acuerdo con RSF, al menos otros 10 periodistas fueron asesinados en el país el año pasado, pero no ha habido elementos suficientes para sustentar la relación entre los crímenes y el trabajo de las víctimas.

Según la Unesco, 29 periodistas fueron asesinados en Brasil entre 2012 y 2016. De acuerdo con datos de la organización, solamente 11% de los 176 asesinatos de periodistas en América Latina y el Caribe fueron resueltos entre 2006 y 2015.




Boletín

Suscríbase a nuestro boletín semanal "Periodismo en las Américas"

Boletim Semanal (Português)
Boletín Semanal (Español)
Weekly Newsletter (English)
 
Marketing by ActiveCampaign

Facebook